Atención médica en el Alto Orinoco reducida a su mínima expresión

El Municipio Alto Orinoco de Amazonas sólo quedan los rastros de lo que fue el Programa de Salud Yanomami, que llegó a atender al 60% de la población.

El Alto Orinoco fue la entidad municipal modelo del sistema de salud indígena en todo el estado Amazonas, y que hasta 2014 contaba con una red de atención en áreas de difícil acceso a través del Programa Plan de Salud Yanomami, hoy se encuentra en una situación de franco deterioro debido al desmantelamiento del Distrito Sanitario de esa zona.

En su mejor momento el Plan de Salud Yanomami logró atender entre un 55 – 60% de la población, actualmente las cifras han bajado al 23 – 30%. Las razones del deterioro son la falta de médicos, insumos y demás materiales técnicos en los ambulatorios.

En los centros sólo quedan los agentes de medicina simplificada (indígenas yanomami), que están formados y capacitados sólo apara atender hasta determinadas intervenciones, sin embargo, debido a la falta de médicos permanentes en la zona, tienen que atender a todo el que llega.

El municipio Alto Orinoco ha sentido con fuerza la falta de medicinas, ya que los altos costos del combustible para poder llegar a la capital del estado lo mantiene prácticamente incomunicado.

La crítica situación de atención sanitaria en este municipio obedece a la recurrente reconducción del presupuesto del Plan de Salud Yanomami por parte del Ministerio de Salud para el Alto Orinoco, con el agravante de los elevados costos que impone la economía minera en la zona.

Los habitantes del lugar también resienten la salida de funcionamiento de la  flota de aeronaves de la FAN que estaban destinadas a atender a la población yanomami del Alto Orinoco en sus diferentes temas sociales.

Actualmente son pocas las unidades que aún prestan este servicio y ya no tienen el carácter de exclusividad para la cual fue concebida la creación de dicha unidad aérea militar que forma parte del llamado “Plan de Atención, Desarrollo y Consolidación del Sur”, que en sus inicios tuvo éxito y logros importantes.

Habitantes de la zona alertan que la situación ha venido en franco deterioro desde hace al menos 4 años, sin que hasta ahora las autoridades del Ministerio de Salud, Gobernación o Defensoría del Pueblo hayan hecho algo para enmendar esta irregularidad que afecta a por lo menos 14 mil indígenas del sur de Amazonas.

 

 


La Asociación Kapé Kapé ha orientado su trabajo de campo en la identificación y abordaje de las necesidades más urgentes de los pueblos indígenas Venezolanos. Necesitamos tu ayuda, considera hacer un donativo, con ello contribuirás a la ampliación de nuestra organización.

Releated

Waraos de Bonoina alertan ataques de murciélagos

Las mordidas de murciélagos se agudizan en la población, los niños son los más afectados por los ataques que se aumentan en la oscuridad, potenciado por la falta de luz en las comunidades. La Asociación Kapé Kapé ha orientado su trabajo de campo en la identificación y abordaje de las necesidades más urgentes de los […]