Continúan las muertes de niños y niñas warao por sarampión

Quince niños han fallecido en la comunidad indígena Mariusa a causa de sarampión, así lo denunció Benita Martínez, habitante de la comunidad.

“Desde el 22 de enero la enfermedad comenzó atacar a los niños y comenzaron a morir, les da primero fiebre, luego le brotan puntos rojos en todo el cuerpo y cuando le salía en la boca, allí moría”.

Según declaraciones de la señora Martínez, las edades de los niños que fallecieron van desde los siete a los catorce años. Agrega que cada semana fallecen entre  dos y tres niños por la enfermedad en esta comunidad del municipio Tucupita, donde viven 480 personas.

La habitante del sector también alertó de 18 nuevos casos de niños que actualmente presentan sarampión en esta población.

Los vecinos de Mariusa advierten que los niños de la comunidad también están siendo víctima de tosferina. Benita Martínez dijo que en la comunidad hay sólo un enfermero, que no puede atender a ningún paciente porque no cuenta  con ningún tipo de medicamentos.

Otras muertes de niños por Sarampión.

Los misioneros religiosos de la congregación Consolata radicados en la comunidad de Nabasanuka también han denunciado públicamente la proliferación de sarampión en el Delta.

En días recientes dieron a conocer decesos de  niños posiblemente a causa de Sarampion.

Frank Quijada, de apenas cuatro años y Willian de seis, ambos de la comunidad Morichito, murieron en el Luis Beltrán Gómez de Nabasanuka, luego del gran esfuerzo que tuvieron que hacer sus padres para trasladarlos a este centro de salud.

Según los sacerdotes, otros nueve niños de esta misma comunidad fueron trasladados al hospital en la lancha de la misión católica que a veces hace de ambulancia por la falta de un medio para este fin.

Los pacientes son: Vilson (2 años),  Aismeli (8 años), Ronilio (9 años), Rosendi (7 años), Luzmeli (5 años), Dirma (1 año), Froilan (7 años), Leonardo (1 año) y Yerismar (12 años), esta última en condición grave.

Otras de las comunidades que están siendo atacadas por sarampión en el Delta son Diarukabanoko y Jubasujuru, donde la población infantil es la más afectada por esta enfermedad.

Las muertes de niños y niñas por sarampión en comunidades indígenas de Delta Amacuro se han recrudecidas en los últimos meses, muchas de estas muertes no son registradas porque los pequeños nunca llegan a recibir atención formal en ningún centro de salud.

Hasta los momentos existe un hermetismo  por parte de las autoridades de salud de la región sobre estas muertes, de manera oficial no ha habido ningún pronunciamiento, la gobernadora del estado Lizeta Hernández tampoco se ha manifestado al respecto.


La Asociación Kapé Kapé ha orientado su trabajo de campo en la identificación y abordaje de las necesidades más urgentes de los pueblos indígenas Venezolanos. Necesitamos tu ayuda, considera hacer un donativo, con ello contribuirás a la ampliación de nuestra organización.

Releated

Waraos de Bonoina alertan ataques de murciélagos

Las mordidas de murciélagos se agudizan en la población, los niños son los más afectados por los ataques que se aumentan en la oscuridad, potenciado por la falta de luz en las comunidades. La Asociación Kapé Kapé ha orientado su trabajo de campo en la identificación y abordaje de las necesidades más urgentes de los […]