Tras 12 años de enfermedad, murió warao Alirio Bastardo sin asistencia ni remedio en Tucupita

Se destacó como baqueano de los caños del Orinoco, descifraba tres idiomas y tenía conocimiento en la mecánica de motores fuera de borda, labores que  desempeñó en sus últimos años de vida.

Alirio Bastardo, indígena warao de 64 años, falleció tras permanecer tirado  en su chinchorro durante 12 años, en el sector de la Playita de Volcán, orilla del caño Manamo, afluente del rio Orinoco.

En el año 200, fue afectado por una complicación de salud que le llevó atarse a su hamaca, los médicos le diagnosticaron diabetes agravada, enfermedad base que le llevó a la muerte por insuficiencia renal el pasado 13 de noviembre.

De acuerdo al testimonio de sus familiares, el warao padeció su enfermedad en una situación penosa por la falta de medicina y el hambre que sufrió durante los últimos años. Carmen Daria Bastardo, hermana del fallecido, aseguró que la miseria y el abandono fueron los factores que marcaron su convalecencia “sin medicina ni alimentos, bajo la lluvia de arenas que le pegaba todos los días en su barraca pasaron los años” sostiene su hermana.

En dos oportunidades, el equipo de Kapé Kapé tuvo la oportunidad de entrevistarlo para conocer su historia de dedicación a los caños del Orinoco; descifraba tres idiomas: el warao, el castellano y el inglés, habilidad que le permitió ser guía de visitantes turísticos en los años dorados del fin del siglo veinte.

En aquel tiempo, mayo 2018, Alirio permanecía en su chinchorro, marcado con el rostro de la miseria, brazos visiblemente debilitados y las extremidades inferiores extremamente enflaquecidos;  era el cuadro  que presentaba el indígena que en sus años juveniles fuera mecánico de motores fuera de borda, baqueano y guía de empresas turísticas en las aguas del Orinoco.


La Asociación Kapé Kapé ha orientado su trabajo de campo en la identificación y abordaje de las necesidades más urgentes de los pueblos indígenas Venezolanos. Necesitamos tu ayuda, considera hacer un donativo, con ello contribuirás a la ampliación de nuestra organización.

Releated

Waraos de Bonoina alertan ataques de murciélagos

Las mordidas de murciélagos se agudizan en la población, los niños son los más afectados por los ataques que se aumentan en la oscuridad, potenciado por la falta de luz en las comunidades. La Asociación Kapé Kapé ha orientado su trabajo de campo en la identificación y abordaje de las necesidades más urgentes de los […]