Indígenas del Caura viajan días y noches a la hora de una emergencia médica

María y su esposo tuvieron que aventurarse por 3 días y sus noches en las aguas del Caura para salvar la vida de su hija.

María Estaba es madre de 4 niños, tiene 22 años de edad y vive en la comunidad yekwana de Surapire, en la parroquia Aripao del municipio Sucre en Bolívar.

Ella y su esposo tuvieron que salir de la comunidad, sin dinero en busca de atención médica para su hija que estaba en estado crítico de salud.

Para poder llegar hasta Maripa, pasaron tres días navegando en curiara y canalete por el río Caura día y noche, por falta de combustible en la comunidad. A pesar del riesgo, quedarse en su comunidad donde no tenían acceso a ningún servicio de salud no era una opción para la joven pareja en el intento de salvar la vida de su hija.

Tras la dura experiencia, María implora que sean atendidas las denuncias de las comunidades indígenas diseminadas por el Caura y Erebato, quienes por años vienen pidiendo atención médica regular.

Ante la imposibilidad de contar con médicos de manera permanente, por lo alejado de sus comunidades y las dificultades de acceso al combustible, afirma que es necesario que se les garanticen, al menos mensualmente, jornadas sanitarias para el seguimiento de pacientes crónicos y atención de otras enfermedades, especialmente para los padecimientos endémicos de la zona, como la malaria.

“Nosotras las mujeres indígenas somos las más afectada, porque muchas veces tenemos que parir en nuestras comunidades de difícil acceso, poniendo en riesgo nuestras vidas por falta de médico que determine el control de nuestro embarazo, así mismo la salud de nuestros hijos y la falta de combustible para atender casos de emergencia, porque a pesar que tenemos enfermeros, no tienen insumos para trabajar”.

LEA TAMBIÉN Módulos de Caura y Erebato siguen sin medicinas

Cada vez es más pronunciado el deterioro progresivo de los centros de salud y la falta de personal médico especializado en las comunidades indígenas, así como la ausencia de equipos de diagnóstico e insumos, siendo estos elementos que han agudizado la desatención en materia de salud en estos sectores.

En el más reciente informe sobre vulneración de derechos humanos en las comunidades indígenas realizado por Kapé Kapé, en caso de emergencias médicas, en Delta Amacuro y Amazonas, la primera opción manifestada por los encuestados fue utilizar remedios caseros con 65), seguido de un 15% que indicó acudir a curanderos o yerbateros.

NOTAS RELACIONADAS

La falta de servicios médicos sigue cobrando vidas en comunidades indígenas de Amazonas
Aumentan los casos de afecciones pulmonares en comunidades warao de Delta Amacuro


La Asociación Kapé Kapé ha orientado su trabajo de campo en la identificación y abordaje de las necesidades más urgentes de los pueblos indígenas Venezolanos. Necesitamos tu ayuda, considera hacer un donativo, con ello contribuirás a la ampliación de nuestra organización.

Releated

Waraos de Bonoina alertan ataques de murciélagos

Las mordidas de murciélagos se agudizan en la población, los niños son los más afectados por los ataques que se aumentan en la oscuridad, potenciado por la falta de luz en las comunidades. La Asociación Kapé Kapé ha orientado su trabajo de campo en la identificación y abordaje de las necesidades más urgentes de los […]